Gavilan

Santiago Muñoz Machado se ha quedado a las puertas ser director de la RAE

13 de diciembre de 2018 | Toros | patiodecuadrillas.com

El ganadero de Jaralta parece ser el perfil que más se ajusta para salvar a la institución de la crisis que está viviendo

El pleno de la Real Academia Española (RAE) ha votado hoy por el nuevo director de la corporación y el resultado ha sido que habrá que esperar, según informa El Cultural.

Se pospone la decisión, hasta la próxima semana cuando, el 20 de diciembre, se realizará una nueva votación con la participación de los presentes y ausentes con derecho a voto, en la que solo figurarán como candidatos los tres académicos más votados. En particular, Santiago Muñoz Machado, Juan Luis Cebrián y José Antonio Pascual son los nombres que han recibido más apoyo en esta sesión en la que Pedro Álvarez de Miranda ha sido reelegido hoy como bibliotecario de su Junta de Gobierno para un segundo mandato.

Dos nombres los que más sonaban
Desde que el pasado 4 de octubre Darío Villanueva anunció que no se presentaba a las nuevas elecciones para dirigir la Real Academia Española, dos eran los nombres que sonaban como posibles sucesores: Juan Luis Cebrián y Santiago Muñoz Machado, que en esta última votación se ha quedado a tan solo dos votos de ser elegido. A ellos, se había sumado durante los últimos días también el de la filóloga Inés Fernández-Ordóñez.

La decisión de Villanueva llegó tras una larga meditación y después de cuatro años frente a la secretaría de la institución y un mandato como director. Aunque el reglamento de la RAE no permite que se perfilen candidaturas, hasta ahora todos los integrantes podían ser votados para el puesto si no renunciaban a ello de manera expresa.

Buena reputación
Cada uno de los nombres que apuntan a dirigir la Academia tiene sus defensores aunque el de Muñoz Machado, premiado este año con el Nacional de Historia de España por su libro Hablamos la misma lengua. Historia política del español en América y en 2013 con el Nacional de Ensayo por Informe sobre España: repensar el Estado o destruirlo, parece ser el perfil que más se ajusta para salvar a la institución de la crisis que está viviendo. Además, también goza de buena reputación entre los círculos políticos e institucionales.

Desde 2008, con el inicio de la crisis que azotó a España, empezó a decaer la subvención pública que recibía la Academia pasando de los 3.5 millones a los 1.6 en 2017. En una entrevista concedida a El Cultural días después de su renuncia, Villanueva reconoció que "la crisis global y española ha azotado a la RAE con cuatro huracanes: pérdida del 60% en la asignación del Estado; merma radical de los ingresos financieros de la Fundación pro RAE; descenso notable en la venta de los diccionarios y gramáticas de la RAE; y pérdida de patrocinios privados". En este sentido, tras una filtración, se supo que el antiguo director, había comentado que su sucesor debería tener un perfil más experto en gestión.

Entre las labores más recientes de Villanueva se encuentra el convenio firmado con la Universidad de Estudios Internacionales de Shangái y otro acuerdo que permitirá estudiar español en bachillerato y secundaria a 65 millones de estudiantes. También destaca la creación de la plataforma Enclave RAE, pensada como futura fuente de ingresos, la creación de la Academia de Guinea Ecuatorial y los primeros pasos de la fundación de la judeoespañola. Villanueva, que ha sido el trigésimo director de la Academia, fue elegido el 11 de diciembre de 2014 y tomó posesión de su cargo en el pleno del 8 de enero de 2015. Antes, estuvo al frente de la secretaría de la RAE desde enero de 2010 hasta su elección al frente de la institución. Académico de número desde el 5 de julio de 2007, ingresó en 2008 con el discurso titulado El "Quijote" antes del cinema.



Comentarios

No existen comentarios para esta publicación