Recomienda este artículo a tus amigos
25 de Febrero de 2012 | Francisco J. García

Diez finales por delante y cada vez menos tiempo para enmendar fallos

Los sorprendentes resultados producidos en la última jornada han devuelto la ilusión a un Montilla que vuelve a ver factible la posibilidad de dar el salto de categoría. Las derrotas de sus dos predecesores en la tabla clasificatoria, unido a su sufrido y trabajado triunfo ante el colista Arahal, han producido un reagrupamiento en los puestos de cabeza. Además estos sorprendentes registros traen una segunda lectura y es que en una competición tan larga y complicada como ésta, no existen ni los partidos fáciles, ni los rivales asequibles, ni las jornadas de transición. Aquí quedan por delante todavía diez etapas y hay que disputar todas ellas con la máxima concentración y la mayor preparación posible.

Y es que los vinícolas pese a la posterior alegría por los tropiezos de sus rivales, no olvidan lo mucho que les costó superar al cuadro arahalense. Así que con esos antecedentes afrontan otra nueva cita de máximo riesgo ante otro inquilino de la zona baja de la clasificación. Los amarillos se desplazan en esta jornada dominical hasta Dos Hermanas para enfrentarse en el Miguel Román (12:15 horas; Gómez Abad de Huelva) al cuadro local. Los nazarenos se encuentran en una situación muy delicada, ocupan la penúltima plaza, llevan cinco derrotas consecutivas y con la salvación a diecinueve puntos de distancia, su descenso de categoría parece irreversible. Además están buscando el que sería su cuarto entrenador de la temporada tras Paco Leal, Juanma Corbacho y Moreno Rosillo. Aún así todos estos factores provocan que la plantilla y el cuerpo técnico vinícola desconfíen aún más del partido, ya que creen que su oponente puede sacar ese orgullo innato en cualquier deportista e intente buscar ese triunfo, que aunque no le suponga mejora alguna en la clasificación, si tenga una cierta repercusión mediática y le sirva como estímulo para afrontar el resto de competición. José Manuel Borja ha insistido a los suyos en la necesidad de afrontar la cita con la mayor mentalización posible. Eso sí de nuevo habrá cambios obligados en la formación vinícola ya que si por un lado Yoyo y Enma vuelven a estar disponibles, por el otro se caen del equipo, los sancionados Manolo y Figu y los lesionados Pastor, Luque e Ito.

El resto de nuestros representantes sigue mirando en dirección opuesta en la tabla clasificatoria. La amenaza del descenso está originando una rebelión en toda regla en la zona de abajo. En situación condenatoria se encuentra un Peñarroya en caída libre tras encadenar siete partidos sin ganar. Con la salvación a cuatro puntos de distancia, la necesitada reacción no termina de llegar. Esta semana afrontan un partido que se puede catalogar como una final. Su rival el colista del grupo El Arahal (12 horas; Ríos Rodríguez de Granada), un equipo que en las dos últimas semanas ha puesto en jaque a varios equipos cordobeses. Y es que si la semana pasada puso en serios apuros al Montilla, en su anterior comparecencia en el Manolo Jiménez fue capaz de sumar su primer triunfo liguero a costa del Ciudad Jardín. Así que los mineros ya están avisados de que el envite no va a resultar nada fácil. El triunfo es obligado si se quiere seguir con opciones de luchar por la permanencia, cualquier otro resultado supondría un gravísimo paso atrás y más si tenemos en cuenta que el tiempo corre en su contra. Diop y Jorge vuelven a estar aptos tras superar sus sanciones, pero por el contrario un problema en los isquiotibiales podría obligar a Gordi a descansar.

El gol de Ezequiel en el tiempo añadido permitió al Ciudad Jardín tomarse un leve respiro sobre los puestos de descenso tras un trágico fin de semana. Ni la importancia de los tres puntos logrados ni la renta de seis sobre el peligro han podido levantar la moral de una plantilla que pese al paso de los días todavía sigue consternada ante el inesperado fallecimiento de Luismi. El nuevo técnico amarillo David Caballero ha tenido que tirar de psicología para intentar que el grupo vuelva a la normalidad pero el trabajo se presenta arduo ya que el hueco dejado es muy grande. Pero la vida sigue y la competición no se para y la próxima estación en la trayectoria del Ciudad Jardín pasa por San José de la Rinconada. Allí en el Felipe del Valle y en jornada sabatina (16:30 horas; Borrego Piñero de Cádiz) deben enfrentarse a un rival directo del que curiosamente le separan tres puntos en la clasificación y que no parece atravesar por su mejor momento. Resulta curioso el caminar de los cañameros en la competición, que han pasado de ser un firme candidato al ascenso a luchar por no descender. Y es que si en la jornada doce, ocupaban la cuarta plaza con 22 puntos en su casillero, doce partidos después tan solo han sido capaces de sumar siete más. El nuevo técnico ha insistido en la imperiosa necesidad de aumentar el número de efectivos en plantilla y así podría debutar la última incorporación amarilla, el central Tena procedente de La Voz, aunque por el contrario faltarán a la cita los sancionados Álvaro Pérez, Moyano y Osuna, mientras que Eloy y Javi Pérez están lesionados y Fiñana está de viaje.

Por su parte La Carlota se ha hecho con el apodo de matagigantes y razón no les falta a quienes así le llaman. Ellos solitos de han encargado de cortar de raíz las impresionantes rachas de resultados positivos que llevaban sus dos últimos rivales Utrera y San Juan. Estos triunfos les ha permitido encadenar tres jornadas sin perder y lo que es más importante seguir marcando distancias con respecto a la zona de peligro. Actualmente son ocho puntos los que tienen de margen. Este domingo tienen una nueva posibilidad de engrandecer su fama ya que tienen que rendir visita a otro de los equipos en que mejor forma está. La Barrera que suma nueve jornadas sin perder será el anfitrión de un partido que se disputará en el Anexo del Polideportivo Municipal de Mairena del Alcor (12 horas; Vázquez Hernández de Huelva). Este equipo sevillano se está erigiendo en todo un verdugo para el fútbol cordobés ya que en las últimas tres semanas se ha impuesto a Ciudad Jardín, Montilla y Peñarroya. Los carloteños que no pueden contar con los sancionados Siles y Julito y los lesionados Curro y Óscar. Paquito y Ricky por motivos laborales tampoco pueden desplazarse.

Tras el set en blanco encajado en su visita a Paradas, el Espeleño retorna a su estadio (17 horas; Lozano López de Linares) para enfrentarse a un Lora del Río con el que iguala a puntos en la clasificación y con el que comparte objetivo. La idea del equipo es demostrar que la debacle del pasado domingo fue tan solo un hecho puntual, ese partido tonto que cada temporada suele aparecer cuando menos lo esperas. Ahora el objetivo consiste en llegar a esos cuarenta y dos o cuarenta y tres puntos en los que se dice podría estar la permanencia, aunque para ello se debe recuperar la fortaleza casera mostrada en la primera vuelta, ya que en esta segunda fase de la competición, el Espeleño ha empatado en sus tres citas caseras (Castilleja, Montilla y La Carlota). Su última victoria casera data del 11 de diciembre cuando se impuso por 2-1 al San José. Para este partido José Román recupera a Rafa Suárez tras saldar cuentas con Competición pero pierde a Antonio Miguel por estudios, además de los lesionados de larga duración Marín y Mario.

 
 




Comentarios

Oportunidad
27-02-2012 18:27:33
El fichaje de tena es una oportunidad para que se demuestre que se le deben dar oportunidades a los ...
 
baya pakete
25-02-2012 10:29:48
tena eres un paquete no vas a jugar ni los rondos de los suplentes muxa suerte jijijijiijijijji
 
Ampliar comentarios | Deja un comentario

Votación

Llegará el Córdoba a Navidad fuera de los puestos de descenso



 

GARMAN COMUNICACIONES. S.L tlf. 630 66 40 66Aviso legalPolitica de privacidad | Diseña y desarrolla XPERIMENTA