Hipotecas

El Córdoba, con uno de los límites salariales más bajos de Segunda

13 de septiembre de 2018 | Liga 1,2,3 | Antonio García

Los blanquiverdes, con 3,9 millones, sólo mejoran mínimamente los datos del Elche y del Reus, según LaLiga. El Málaga, próximo rival de los de Sandoval, el que más tiene (25,2)

LaLiga informó este jueves tras las juntas de Primera y Segunda División celebradas en la sede de la patronal en Madrid de los límites de coste de plantilla deportiva de los clubes de LaLiga Santander y LaLiga 1l2l3 para la temporada 2018-2019.

El CCF está en zona de descenso, según la clasificación del tope salarial. Los blanquiverdes, según anunció LaLiga, tienen 3.931.000 euros. Sólo el Elche (3,8 y el Reus (3,1) están por debajo, mientras que el Rayo Majadahonda, recién ascendida a la categoría de plata supera a los cordobesistas por poco (4).

Como ya comentó Sandoval tras la victoria copera ante el Nàstic: “Somos un equipo baratito”. De sobra es conocido los problemas que tuvo el CCF durante este verano por el famoso límite salarial. La entidad cordobesista, que inscribió a siete jugadores en este último mercado (Luis Muñoz, Piovaccari, Quezada, Miguel de las Cuevas, Erik Expósito, Blati Touré y Carlos Abad), perdió a jugadores como Pawel Kieszek o Edu Ramos. Además, otros jugadores, con los que se contactó, no pudieron firmar con el club blanquiverde ante la negativa de la patronal.

Si el CCF está en zona de descenso en esa clasificación del límite salarial, los equipos que andan por los puestos nobles son el Málaga, el próximo rival liguero de los de Sandoval, que cuenta con 25.245.000 euros. Le siguen Las Palmas (19,2) y el Deportivo (18,5). De este modo, los tres equipos más punteros son los recién descendidos a la categoría de plata. En la cuarta plaza se queda Osasuna (11,1), seguido por Sporting (10,9) y Granada (9,5). Los nazaríes serían el primer equipo andaluz de esta tabla, aunque el Cádiz (7,9) y el Almería (6,9) no están muy lejos.

Aunque Jesús León y Alfredo García Amado ya explicaron en esa intensa rueda de prensa tras cierre de mercado lo que era el límite salarial, LaLiga comentó que “es el importe máximo que cada club/SAD puede consumir durante la temporada 2018/2019, y que incluye el gasto en jugadores, primer entrenador, segundo entrenador y preparador físico del primer equipo (plantilla inscribible según el Artículo 38 de las Normas de Elaboración de Presupuestos). Este límite incluye además el gasto en filiales, cantera y otras secciones (plantilla no inscribible, según se define en el Artículo 38 de las Normas de Elaboración de Presupuestos).

Según informó la patronal, los conceptos que se incluyen en el límite de coste de plantilla deportiva inscribible y no inscribible son “los salarios fijos y variables, seguridad social, primas colectivas, gastos de adquisición (incluidas comisiones para agentes) y amortizaciones (importe de compra de los jugadores imputado anualmente en función del número de años de contrato del jugador)”.

También informó la LFP en su comunicado que “cada club o SAD propone a LaLiga su límite de coste de la plantilla, en cumplimiento de las normas de elaboración de presupuestos de clubes, correspondiendo al Órgano de Validación de LaLiga aprobar el límite propuesto o, en su caso, rectificarlo hasta el importe que garantice la estabilidad financiera del Club”. De hecho, “la solicitud que tramita un club/SAD de su límite de coste de la plantilla deportiva no siempre corresponde con su límite máximo. Un club/SAD puede solicitar el límite que estime oportuno para hacer frente a su presupuesto de gastos deportivos, siempre que no supere su límite máximo. Conviene aclarar igualmente que la solicitud del límite del coste de la plantilla deportiva no implica que vaya a ser consumido en su totalidad”. Además, añade el escrito que “el límite del coste de la plantilla deportiva puede verse incrementado en las condiciones y con el procedimiento que se establecen en el título III de las normas de elaboración de presupuestos de clubes y SADs”.

Con todas estas premisas ofrecidas por la patronal, el CCF ya sabe qué límite tiene (3,9) para esta temporada. El objetivo marcado por Sandoval lo dejó claro en su presentación: “los 50 puntos”. Ahora toca seguir remando para no caer al pozo al final de la competición. De momento, quedan 48 puntos tras cuatro jornadas disputadas, en la que los cordobesistas sólo conquistaron dos puntos de 12 posibles.



Comentarios

No existen comentarios para esta publicación